martes, enero 06, 2009

Las cosas no son lo que parecen.

"Por una noche al año no debe pasar nada, yo no me imagino a los vecinos de Pamplona quejándose porque las fiestas duren una semana ni tampoco a los de Valencia por una noche de Fallas"


Estas declaraciones de Jerónimo Saavedra, Alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, me han hecho pensar como se ven las fallas, más allá de nuestro territorio.


En principio saco 2 conclusiones:

1.- Que nuestra fiesta es similar a un macro botellón.
Esta puede ser la imagen que saque un turista que visite Valencia los días de fallas sobre todo si visita algunos barrios céntricos de la ciudad por la noche y no vaya mas allá de quedarse con que en eso consiste, en verbena tras verbena nocturna.

2.- Que este macro botellón de las fallas está totalmente aceptado por la sociedad valenciana y que no existe ninguna queja.
Aquí me he dado cuenta, que al igual que Saavedra hace esas declaraciones, nosotros también decimos eso de “seguro que en Sevilla nadie pone problemas en la feria de Abril y en Pamplona nadie pone problemas en San Fermines“, e imagino que en Pamplona los componentes de las peñas, cuando tengan problemas vecinales, dirán eso de “seguro que en Tenerife no tienen problemas en Carnavales y en Valencia no los tienen en Fallas”, y así sucesivamente en todas y cada una de las fiestas, en las que tienen que convivir el derecho a la fiesta con el derecho al descanso.

Lo que esta muy claro es que el problema es que en todas las fiestas los hay que no son capaces de respetar esa convivencia. Lo negativo de las declaraciones, desde mi punto de vista, es que da la imagen de que en otras fiestas existe "el todo vale", y que por eso, en las de mi cuidad también deben tener ese derecho.

La realidad no es otra que hasta que no seamos capaces todos, (los colectivos festeros, los colectivos vecinales y sobre todo los que disfrutan las fiestas, que en muchas ocasiones no son ni unos ni otros o incluso de los dos colectivos), de tener una convivencia lógica sin querer imponer unos criterios sobre otros. La polémica siempre estará presente.

Nota: La foto es de unapersona y aunque parezca, no se trata de una Cremà de falla en el barrio del Carmen. Esta realizada la madrugada del 18 de marzo de 2006 (coincidencia de la fecha) en un barrio de marcha de Salamanca y así, con cremà de contenedores incluida, acabó el botellón.